Sobre nosotros

Bodegas Gargallo responde al compromiso de una familia, a lo largo de nueve décadas y cuatro generaciones, con la calidad.

El origen de la tradición familiar se remonta a los primeros años del siglo XX en Teruel. Fue entonces cuando comenzaron a dedicarse las primeras generaciones de la familia Gargallo a la elaboración y comercio del Jamón.